Audi

Audi ha llevado la conducción autónoma a los coches eléctricos a escala

Audi ha llevado la conducción autónoma a los coches eléctricos a escala

Audi ha sido el encargado de trasportar la conducción autónoma a los coches a escala. Diez equipos formados por estudiantes van a competir en la Copa para Modelos de Conducción Autónoma de Audi, con la que se está tratando de encontrar el mejor modelo a escala de un vehículo con conducción autónoma. Audi ha proporcionado a los participantes el hardware, así como un Audi Q5 a escala 1:8, para que los jóvenes que participan en la competición desarrollen el software.

Audi ha presentado su Copa para Modelos de Conducción Autónoma, la cual está destinada a estudiantes de informática, así como a los de ingeniería eléctrica e ingeniería mecánica. En este concurso,  diez equipos van a competir entre sí en un acto público que se celebrará en el Audi Museum Mobile los días 25 y 26 de marzo.

Björn Giesler, uno de los organizadores de la competición, ha explicado lo siguiente: “Nuestra competición va a servir como laboratorio de pruebas para el software desarrollado por estos jóvenes expertos. Intersecciones, tráfico en sentido contrario, maniobras difíciles de aparcamiento y obstáculos que van apareciendo de repente pondrán a prueba la precisión de su programación”.

Un motor eléctrico se encarga de acelerar los coches a escala que están dotados con tracción a las cuatro ruedas, llegando a una velocidad máxima de 40 km/h. Los estudiantes disponen de un paquete de software básico a partir del cual tienen que desarrollar su propia arquitectura de software que sea capaz de procesar los datos que son recogidos por los distintos sensores, interpretar cada situación y controlar el vehículo en consecuencia.

El objetivo para los equipos participantes es el de poder completar la prueba lo más rápido posible y con el menor número de errores. El tiempo que se pierda, los accidentes o las maniobras hechas de manera imprecisa irán restando puntos en la clasificación final. El equipo que consiga una puntuación mayor ganará un premio de 10.000 euros, mientras que el que quede segundo ganará  5.000 euros, y el que quede tercero obtendrá 1.000 euros.

Los parecidos entre los coches a escala y los vehículos reales de los que derivan son un poco más que los visuales ya que el entorno de desarrollo para el software es exactamente igual que el usado para probar los sistemas de asistencia al conductor.

Delphi intentará viajar de forma autónoma de San Francisco a Nueva York

Delphi intentará viajar de forma autónoma de San Francisco a Nueva York

Audi y uno de sus prototipos ha recorrido sin intervención humana los 885 kilómetros que hay desde Los Ángeles a Las Vegas, para poder acudir a la Feria CES 2015 que se ha celebrado en la “Ciudad del Pecado”.

En ese lugar estaba presente también el fabricante de componentes para coches Delphi. Se desplazó a la feria para, principalmente, enseñar su propuesta de coche autónomo (hecho sobre la base de un Audi Q5) con el que en este momento busca ir bastante más lejos: busca que sea el primer vehículo autónomo que recorra EEUU de costa a costa sin ninguna intervención humana.

El trayecto será de 5.600 kilómetros e irá desde San Francisco a Nueva York. El recorrido durará una semana, para conseguir estar presente en el salón del automóvil que se celebrará en “La Gran Manzana” a principios del mes de abril.

En principio, a bordo del vehículo habrá siempre dos ingenieros de la empresa, que se ha encargado de seleccionar a seis de ellos para que participen en la aventura. Esto se debe básicamente a que las leyes de tráfico de ese país obligan a que, en estas pruebas piloto, haya siempre un conductor que pueda tomar los mandos en caso de que sea necesario.

Si te estás preguntando cómo funcionará este vehículo, hay que decir que este prototipo consiste en convertir un vehículo tradicional en autónomo, únicamente,  instalando todos los equipos, sensores y sistemas informáticos que sean capaces de poder darle esa independencia. Esto hace que, salvo por la forma en la que han decorado su carrocería, en muy poco se diferencia el Audi Q5 de Delphi del que, por ejemplo, puedas encontrar cualquier día en la calle.

La empresa ha instalado varios radares láser y, debido a que éstos no funcionan de forma adecuada en situaciones adversas como son la lluvia fuerte o la niebla, se han colocado además otros radares tradicionales. Asimismo, lleva incorporado tanto cámaras, como un sistema de navegación con GPS de alta precisión.

El primer coche autónomo e híbrido de Audi

El primer coche autónomo e híbrido de Audi

Audi ha mostrado en el Consumer Electronics Show (CES), que es el mayor salón internacional que se dedica a la electrónica de consumo, los avances tecnológicos más modernos disponibles en sus vehículos, además de algunos proyectos de futuro.

Entre estos avances tecnológicos se han incluido la conducción pilotada, los nuevos conceptos de control y manejo, modernas tecnologías de iluminación y algunos avances en conectividad.

Como representación de los coches que Audi ha exhibido en el CES destaca una evolución del concept-car de propulsión híbrida Audi prologue, además del Audi Q7, que ha debutado en el Salón de Detroit.

El Audi prologue piloted driving concept que Audi ha presentado en el CES es todo un ejemplo de la tecnología que puede aplicarse a los automóviles, integrando muchas innovaciones en conectividad, en sistemas de manejo y en infotainment.

Este amplio coupé de dos puertas de 5,10 metros de longitud, 1,95 metros de anchura y 1,39 metros de altura ha sido equipado con faros matrix laser, algunas videocámaras, sensores de ultrasonidos y un escáner láser. La unidad central de control FAS es lo que más destaca del sistema de conducción pilotada.

El sistema de propulsión híbrido del Audi prologue piloted driving concept se compone de un motor V8 TFSI 4.0 biturbo unido a un potente motor eléctrico que se integra en el cambio e-tiptronic de ocho velocidades, logrando generar una potencia  de sistema de 677 CV (505 kW) y un par máximo combinado de 950 Nm.

La potencia consigue llegar a las cuatro ruedas mediante el sistema de transmisión quattro, y la energía eléctrica para el sistema híbrido es almacenada en unas baterías de iones de litio ubicadas en la parte de atrás, con una capacidad de 2,6 kWh, que logran una autonomía funcionando en modo de propulsión eléctrico de aproximadamente 5 kilómetros.

Este concept car acelera de 0 a 100 km/h en tan solo 3,5 segundos, y cuenta con un consumo medio de 7,9 l/100 km, lo que equivale a unas emisiones de CO2 185 g/km.

Audi ha empezado a centrar sus esfuerzos en la recarga inalámbrica por inducción, a lo que se le conoce con el nombre de Audi Wireless Charging (AWC). Actualmente, Audi ha creado un sistema de carga por inducción de 3,6 kW de potencia, que trabaja con una red eléctrica tradicional de 16 amperios, y que puede alcanzar una eficiencia de un 90%, llegando en el futuro a versiones más potentes.

Audi ha logrado alcanzar los 240 km/h con su RS7 autónomo

Audi ha logrado alcanzar los 240 km/h con su RS7 autónomo

Elon Musk aseguró en una entrevista a CNN Money que sus coches van a ser capaces de pilotarse por si solos al 90% en el siguiente año, lo que en ese momento les pareció a todo el mudo una afirmación un poco arriesgada.

Ahora, parece que la teoría de Elon Musk de conseguir coches autónomos para el año 2015 no es algo tan descabellado. La marca Audi realizó una demostración en Alemania de las capacidades y de la tecnología de su vehículo autónomo Audi RS7. El vehículo logró establecer un nuevo récord de velocidad sobre la pista al llegar a alcanzar la increíble velocidad de 239 km/h sin piloto. Esto lo ha convertido (al menos hasta ahora) en el vehículo autónomo más rápido del mundo.

La tecnología dentro del vehículo se basa en un GPS de gran precisión, sensores láser, cámaras y radar, permitiéndole todo ello el poder delimitar el camino. El maletero del coche es una auténtica central de transmisiones computerizada que está encargada de gestionar los datos, comunicándose  con los técnicos fuera del vehículo. La prueba ha tenido lugar durante el final de temporada de la DMT (Deutsche Tourenwagen Masters), algo parecido a la NASCAR alemana.

Como ya sabemos, una cosa es circular en un circuito cerrado, y otra bastante distinta es conducir en la vía pública, aunque los técnicos de Audi se han mostrado muy optimistas en el tema de poder llevar este sistema a modelos que puedan comercializarse. La tecnología ya lleva desarrollándose 15 años, y es posible que funcione en carretera como un complemento ideal cuando el conductor se encuentre demasiado cansado.

El Audi RS7 es un coche de 560 caballos de potencia que puede acelerar de cero a 100 en únicamente 3,9 segundos.

Audi presenta un ordenador para coches autónomos

Audi presenta un ordenador para coches autónomos

Hace ya casi un año, el fabricante de automóviles Audi presentó un circuito impreso que era capaz de conducir un coche en la Feria Internacional de Electrónica de Consumo de Las Vegas (CES por sus siglas en inglés, en EEUU). Audi afirmó que el ordenador, llamado zFAS, representaba un gran avance en la tecnología de la automatización, ya que es lo bastante compacto como para poder encajar en los vehículos que tenemos actualmente sin que sea necesario hacer concesiones en su diseño.

Como prueba de ello, varios vehículos Audi equipados con el zFAS se condujeron por sí mismos hasta el escenario durante la presentación. También, se mostró un nuevo prototipo de automóvil para presentarlo.

En ese momento, el director técnico de Audi, Ulrich Hackenberg  afirmó, “hace un año en CES, el maletero de los coches de demostración aún estaba lleno de cables y aparatos electrónicos”. A lo que añadió también que “el periodo de los prototipos estaba llegando a su fin y que había llegado el momento de empezar con la producción en serio”.

El coche que presentaron fue el Audi Sport Quattro Laserlight, el cual era capaz de lo que Ulrich llamó “conducción pilotada“. Sim embargo, nada de su exterior lo delató, por lo que todos pensaron que no era diferente de un vehículo convencional.

Tanto los sistemas de radar de largo y medio alcance y las varias cámaras de vídeo, como el escáner láser y los sensores de distancia por ultrasonidos en la parte delantera y los laterales del coche eran lo suficientemente pequeños como para que quedasen ocultos a la vista. Los coches automáticos más famosos, los Lexus utilizados por Google, cuentan con un gran escáner láser que podemos sobre el techo.

En el año anterior en CES, Audi habló de los progresos de sus ingenieros en el momento  de reducir el tamaño de los escáneres y otros sensores que se usan para poder controlar el entorno del coche. En el momento de esta presentación, Hackenberg explicó que su compañía había sido ayudada por el fabricante de chips Nvidia para encoger el zFAS, el cual funciona con dos procesadores de Nvidia de los que suelen usarse usar en las tabletas.

Audi no dio explicaciones de cuándo estaría disponible comercialmente su tecnología de Conducción Pilotada. Tampoco dieron detalles sobre las capacidades de un coche con el sistema zFAS, contando solo que podría circular por el tráfico normal y que se aparcará solo.

Demostración del primer coche autónomo de Audi

Demostración del primer coche autónomo de Audi

Audi hará una demostración de poderío en la prueba final del DTM. En esta carrera, un RS 7 autónomo intentará dar una vuelta rápida en un circuito de carreras.

El fin de semana del 19 de octubre será celebrado en Hockenheim la carrera final del DTM, que es el campeonato de turismos con mayor importancia del mundo. Esta carrera no tendrá el típico aliciente de saber quién será el campeón, pues Marco Wittmann ya se ha adjudicado este título, aunque sí que disfrutaremos de un gran hito tecnológico: podremos ver un coche autónomo dando una vuelta rápida en un circuito de carreras.

En los inicios de la carrera un prototipo de Audi RS 7 Sportback autónomo va a dar una vuelta al trazado de Hockenheim intentando conseguir un tiempo menor a dos minutos. Tenemos como referencia que en la pole position de la carrera inaugural del DTM de esta temporada en esa pista fue de 1 minuto y 32 segundos, utilizando coches de competición, con una aerodinámica variable y que tenían casi la mitad de peso que el RS 7.

Según ha comentado Audi, el RS 7 Sportback autónomo podrá alcanzar una velocidad máxima de 240 km/h intentando alcanzarlos en cada curva y moviéndose con una precisión milimétrica por el circuito de Hockenheim. De hecho, ese tiempo es muy parecido al que puede conseguir un piloto profesional pilotando un vehículo tradicional.

Esta va a ser  la primera vez que un vehículo súper deportivo autónomo pondrá a prueba de una forma tan impactante los grandes avances en la tecnología de conducción de modo totalmente automático. Sin embargo, también va a ser la primera vez que podamos ver un vehículo autónomo con estas características ya que es totalmente distinto a los que ya hemos visto, como por ejemplo, el vehículo autónomo de Google, es cuál desconocemos cuál será la máxima velocidad que podrá alcanzar, pero muy difícilmente logrará llegar a los 240 kilómetros por hora.

Como podemos ver, esos 240 kilómetros por hora sería la máxima velocidad que podría alcanzar un vehículo convencional de alta gama, lo cual hace que sea tan increíble. Aún no conocemos el tipo de motor que llevará, ni el resto de sus características técnicas, pero lo que sí que está muy claro es que este vehículo nos impresionará a todos en el circuito de  Hockenheim, y que estaremos deseando saber cuándo saldrá al mercado.