La apuesta de George Hotz con Elon Musk

Poco después de saber todo lo que necesitaba saber, decidió dejar Vicarious en el mes de julio y en octubre, empezó con lo que sería su nuevo proyecto personal. Ese mes decidió reunirse con Elon Musk, con quien ya había hablado de los avances de Tesla y de lo que él había planeado. El software de piloto automático de Tesla no pertenece solo a Tesla, ya que se basa en algunos productos de la empresa israelí MobilEye, que además ofrece su servicio a BMW, Ford y General Motors. Por ese motivo, Hotz lo tenía claro: dicho software no estaba a la altura, y él sin dudarlo lo podría hacer mejor.

Musk se interesó por la propuesta de Hotz, quien apostó con él a que sería capaz de inventar un sistema que estuviese compuesto por una serie de seis cámaras que irían colocadas alrededor del  coche y que ofrecerían la todas la información necesaria para que un ordenador en el coche pudiese controlar esa información y poder ofrecer el modo de conducción autónoma. Hotz le dijo a Musk que se puede adaptar cualquier coche por un coste de 1.000 dólares. Dijo que no veía necesario el lidar. No le dejó claro cuándo estaría preparado su desarrollo, aunque tiene la intención de demostrar la capacidad del sistema con un vídeo que enseñará su vehículo compitiendo con un Tesla utilizando el modo de conducción autónoma.

Musk obviamente le terminó ofreciendo un contrato multimillonario para que trabajase para él, aunque Hotz escogió declinar la oferta según declaró en el artículo para Bloomberg. Sin embargo, Musk, quien como ya sabemos es el director ejecutivo de SpaceX y Tesla ha negado algunas de las afirmaciones de Hotz, afirmando que el artículo del editor de Bloomberg “es algo impreciso”.

Musk publicó un artículo sin firmar en el blog oficial de Tesla en el que indicaba que la compañía cree que “es completamente improbable que una sola persona o hasta una pequeña empresa que no tenga la extensiva capacidad y validación de ingeniería consiga producir un sistema de conducción autónoma que pueda implantarse en vehículos en producción”.

Tweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Facebook